Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
Cooperativas

Las empresas autogestionadas alertan sobre la caída de 15 mil puestos de trabajo ante la aplicación del impuesto a las ganancias

Por Leonardo Castillo

Rebanadas de Realidad - AUNO-TERCER SECTOR, 20/02/03.- El acuerdo que el Gobierno argentino suscribió en enero con el Fondo Monetario Internacional (FMI) coloca en situación de riesgo a 15 mil puestos laborales, si se cumple la cláusula que establece que las cooperativas de trabajo deben abonar impuestos sobre las ganancias que generen. Ante esta posibilidad, el Movimiento Nacional de Empresas Recuperadas (MNER) interpuso un recurso de amparo en la Corte Suprema de Justicia de la Nación, con la intención de impedir la aplicación del gravamen.

José Aveli, Secretario General del MNER, anticipó en declaraciones a AUNO-Tercer Sector, que además de "la batalla judicial" que se inició la semana pasada con la presentación del recurso de competencia originaria para que la Corte declare la inconstitucionalidad de la norma, la agrupación se movilizará junto con todo el sector cooperativo nacional "por la defensa del trabajo de miles de ciudadanos argentinos".

"Esto no más que otro intento del FMI por destruir una forma de organización y producción que puede ofrecer soluciones a la crisis económica que padece la Argentina y que fue generada por un modelo de exclusión social que siempre estuvo avalado por ellos. Nos quieren disciplinar porque no aceptan alternativas a sus imposiciones. Por eso nos vamos a movilizar para frenar este nuevo despojo", explicó.

Aunque no existe confirmación oficial, se especula que el porcentaje que se aplicaría a partir del acuerdo con el FMI sería del uno por ciento a todos los emprendimientos cooperativos, algo que a las empresas autogestionadas les resultará muy difícil de sobrellevar en términos de costos.

De todas maneras, para que sea aprobado el gravamen se requiere una modificación de la actual legislación tributaria federal por parte del Congreso de la Nación. Al respecto, el diputado nacional por el Partido Socialista, Héctor Polino, estimó en diálogo con AUNO-Tercer Sector que será muy difícil que este proyecto sea aprobado en la Cámara de Diputados, aunque advirtió que "los sectores populares y el movimiento cooperativo deben estar atentos y evitar que este nuevo impuesto prospere porque es una agresión a la solidaridad".

Las cooperativas de trabajo emplean a 15 mil trabajadores en todo el país en los sectores financiero, productivo y agropecuario. Tributan ya Impuestos al Valor Agregado (IVA), tasas municipales y aportan para jubilaciones de sus empleados. En el año 2002, las empresas que integran el MNER -que en el mismo período han generado 10 mil puestos de trabajo- facturaron, según Aveli, 100 millones de dólares.

"Somos empresas de personas y no de capital -señaló el dirigente-, el excedente que logramos con nuestra producción lo repartimos entre quienes trabajamos. Además, generamos una actividad económica hacia otros sectores, tenemos una dimensión social y no somos simples firmas comerciales. Por todo esto, rechazamos que nos obliguen a pagar un impuesto a las ganancias", remarcó Aveli.

El MNER está integrado por 120 empresas argentinas que fueron recuperadas por sus trabajadores luego de que sus antiguos dueños las llevaran a la quiebra en procesos que, en la mayoría de los casos, resultaron dudosos cuando no fraudulentos.

La continuidad de estas empresas fue posible por el esfuerzo de sus trabajadores, quienes formaron cooperativas y obtuvieron luego, de parte de la Justicia, y de las distintas administraciones municipales y provinciales, el reconocimiento como los verdaderos propietarios.

Movimiento Nacional de Empresas Recuperadas. Teléfono : 4981-3210/3610.
Fuente: Agencia Universitaria de Noticias y Opinión (AUNO) y Revista Tercer Sector.

Rebanadas de Realidad - Envíenos sus comentarios e informaciones