Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
Tweet ASOCIACIÓN DE EDUCADORES DE LA GUAJIRA (ASODEGUA) - COLOMBIA / Web

La Marcha Patriótica: Una realidad política

Informaciones de la ASODEGUA editadas en Rebanadas:

Rebanadas de Realidad - ASODEGUA, La Guajira, 11/08/12.- En el pasado mes de marzo, el presidente Juan M. Santos, en un Seminario sobre Rendición y Sistemas Electorales, se fue lanza en ristre contra la Marcha Patriótica expresando:" No podemos permitir ambigüedades, se está en la legalidad o en la ilegalidad".Además, le pidió a la dirigencia del Movimiento Marcha Patriótica que aclararan si estaban recibiendo alguna clase de apoyo de las guerrillas de las FARC. Terminó su diatriba con un llamado a pasar la página y cerrar definitivamente ese capítulo que ha sido la combinación de la política con las armas.

Este planteamiento es apenas lógico, es la posición política de los que han administrado este país por siglos, que no soportan al contradictor político. Incluso, se aniquilan entre ellos mismos. La historia colombiana así lo registra, han sido liberales y conservadores los que han llevado a este país a guerras civiles y hacen ingentes esfuerzos para que la actual guerra en Colombia jamás termine.

El columnista del diario El Espectador, Rodolfo Arango, se ufanaba en su columna de opinión del pasado 2 de agosto, que el Polo Democrático Alternativo en su Conferencia Nacional Ideológica desarrollada en Bogotá los día 27,28,29 de julio, supuestamente le decían, no a la Marcha (Patriótica).

Referenciaba el columnista la posición del destacado ex candidato presidencial Carlos Gaviria, que expreso:" El Polo Democrático Alternativo (PDA) ha sido y es un partido democrático que rechaza la violencia como medio para acceder al poder. Si el Polo apoyara la Marcha, no siendo claro sus orígenes y propósitos, cometería el error histórico de arriesgar la vida de sus integrantes en una posible reedición de lo sucedido con la Unión Patriótica…"

En una entrevista publicada en la página web de Prensa Rural, Carlos Gaviria señalaba "Sería irresponsable de mi parte decir que la Marcha Patriótica está vinculada con las Farc. Lo que sostengo es que se hacen muchas conjeturas acerca de esa vinculación, que se han hecho preguntas que no han sido respondidas de manera satisfactoria por los representantes de ese movimiento."

Uno de los dirigentes de la Marcha Patriótica, Carlos Lozano Guillen, director del periódico Voz, destacaba en una carta dirigida al director del periódico El Espectador, Fidel Cano C, losiguiente: "La Marcha Patriótica no reivindica las armas, ni hace la apología de la violencia, su apuesta es por la paz, pero con democracia y justicia social, algo fundamental en la vida política del país…"

La Senadora Piedad Córdoba, preciso: "Nosotros no somos peligrosos. Aquí hay estudiantes, mujeres, jóvenes, hombres, campesinos, indígenas y negros que pensamos construir un país distinto". Pero, no es suficiente lo expresado por estos dirigentes.

Y con relación a la Unión Patriótica a ésta se le aniquila porque en un corto tiempo llegó a copar espacios importantes de los escenarios políticos, logro tener: Dos (2) candidatos presidenciables, ocho (8) congresistas, trece (13) diputados, setenta (70) concejales, once (11) alcaldes y docenas de ediles.

En un informe de la CUT, del mes de febrero del 2012, las estadísticas revelaban más de 3000 asesinatos de sindicalistas desde la creación de esta organización sindical en el año 1986. En Colombia, según la Fecode, durante la última década se han registrado 949 maestros asesinados. Según estudios realizados por la Flip en Colombia desde 1977 hasta el 2010 se han asesinados 136 periodistas. Al dirigente sindical de Sintrainal, Luciano Romero, lo asesinan en Valledupar, propinándole 48 puñaladas. ¿Serían asesinados por simpatizar con la guerrilla?

No es extraña la campaña que se desarrolla con crueldad en contra de la Marcha Patriótica. Los demócratas y revolucionarios le deseamos larga vida a este movimiento.

El presente material se edita en Rebanadas por gentileza de José Camargo Peralta, Secretario de Derechos Humanos de la ASODEGUA