Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
HISTORIAS DEL CAPITALISMO REAL - ESTADOS UNIDOS

Desempleo, un sector en pleno crecimiento

Por Luis M. Casado Ledo

Rebanadas de Realidad - Buenos Aires, 08/08/08.- Según estimaciones de la OIT la cifra de desempleados en el orden mundial orilla los 200 millones y durante el año que transitamos se destruirán cinco millones de puestos de trabajo y si bien en países como Alemania y Francia la tasa de desocupados desciende desde el 1º de enero, Estados Unidos acumula en los últimos cinco meses la pérdida de 324.000 empleos, los cuales totalizan una suma de 8,5 millones de desempleados.

Según los datos proporcionados por el departamento de Trabajo, el índice de desempleo alcanzó el 5.7 por ciento en julio, representando el porcentaje más alto en los últimos cuatro años y el de julio había sido de 5.5 por ciento. Además, las empresas redujeron el número de empleados por séptimo mes consecutivo, ahondando aún más una crisis que ya se registra como la más aguda desde 1986.

Siguiendo con los guarismos oficiales, se registró la pérdida de 51.000 empleos, siendo la construcción uno de los sectores más afectados, con una pérdida de 22.000 empleos, mientras que en el sector fabril desaparecieron 35.000 puestos de trabajo.

Como contrapartida, los sectores: gobierno, educación, hotelería, turismo y los servicios de salud, fueron los únicos en donde se crearon nuevos puestos, aunque debido al incremento en los precios de los alimentos y del petróleo y a la desaceleración de la economía, muchas empresas se muestran renuentes a incrementar su personal.

Y si bien los recortes fueron limitados, "tampoco hay signos de que las empresas estén buscando empleados", dijo Brian Gendreau de ING Investment, que además manifestó su temor ante la posibilidad de una "recesión suave, pero más prolongada" que la que vivió EE.UU. en 2001-2002.

California, un paradigma de la crisis

El cinematográfico y musculoso gobernador de California, Arnold Schwarzenegger mostró su debilidad al pedir disculpas por estampar su firma en una orden ejecutiva en donde disponía el despido de 22.000 trabajadores estatales y el recorte de sus salarios mínimos a otros 200.000.

Las medidas tomadas por el gobernador del mayor estado de Estados Unidos se deben al déficit presupuestario de esa región, el cual asciende a los 15.000 millones de dólares.

Pero California no es el único que ofrece este sombrío panorama, otros 30 estados atraviesan por una situación similar y como en muchos de nuestros países de América Latina, la variable de ajuste es el salario y los puestos de trabajo.

Pareciera que la globalización es un recurso sin creatividad, donde los países ricos, pobres y los en vía de empobrecimiento abrevan en las oscuras aguas de lo inhumano.

Publicado en la revista Nueva Epoca