Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
CONFEDERACIÓN SINDICAL INTERNACIONAL (CSI)

La CSI pide a todas las empresas que pongan fin a sus vínculos comerciales con Birmania

La Federación Sindical Birmana pide a las compañías que dejen de invertir en su país.

Información relacionada:

Rebanadas de Realidad - Bruselas, 11 de octubre de 2007 (CSI EnLínea): La CSI está escribiendo a 430 empresas http://www.global-unions.org/burma/default.asp de todo el mundo que se sabe o se sospecha mantienen vínculos comerciales con Birmania, pidiéndoles que pongan fin a sus negocios en aquel país. Esta acción se ha emprendido en apoyo a la organización asociada a la CSI, Federation of Trade Unions - Burma (FTUB), que reiteró hoy su llamamiento (http://www.ituc-csi.org/IMG/pdf/FTUB_ES.pdf) para que las compañías dejen de invertir en el país. En la carta, el Secretario General de la CSI subraya que a pesar del creciente número de empresas que operan en el país, las condiciones económicas de la gran mayoría de los birmanos se están deteriorando, mientras que los únicos beneficiarios son la junta militar y su círculo de colaboradores más directos.

"La junta birmana, responsable desde hace años de asesinatos, torturas, recurso generalizado al trabajo forzoso y una auténtica represión de la población, está embolsándose miles de millones de dólares y cada acuerdo comercial efectuado contribuye a llenar los bolsillos de los generales. Este régimen corrupto e incompetente es responsable de un declive catastrófico del nivel de vida en todo el país. La inversión extranjera no ha ayudado en absoluto a solucionar el problema. Al contrario, no hace sino fomentar la represión al permitir al régimen la compra de armas utilizadas contra civiles indefensos: el 40% por ciento del presupuesto nacional se destina al ejército. La sanidad y la educación combinadas representan ¡menos del 7%! Seguir haciendo negocios como si no pasara nada lo único que hará es reforzar el poder de la junta", comentó Ryder.

La base de datos de la Agrupación Global Unions http://www.global-unions.org recoge aquellas empresas de las que se sabe o se sospecha que mantienen relaciones comerciales con Birmania y se actualiza de manera constante. Aquellas empresas que demuestren no tener más lazos comerciales se eliminarán de la misma. Las empresas que no abandonen Birmania serán objeto de continuas presiones en sus países de origen por parte de afiliadas nacionales de la CSI y también por parte de las Federaciones Sindicales Internacionales en los distintos sectores económicos.

Esta acción centrada en las empresas tiene lugar en paralelo con una campaña sindical pidiendo a los gobiernos, a la Unión Europea y a otros organismos intergubernamentales que refuercen e incrementen las sanciones económicas y financieras y que se corten los suministros militares y de seguridad al régimen. Las afiliadas de la CSI y la CES están actualmente presionando a los gobiernos europeos para asegurarse de que las sanciones impuestas por la UE (http://www.ituc-csi.org/spip.php?article1485⟨=es), que se revisarán el próximo lunes, incluyan una extensa prohibición de todo comercio de la UE con Birmania respecto a todos los sectores estratégicos, incluyendo en particular el petróleo y el gas, las piedras preciosas y las maderas tropicales.

Creada el 1 de noviembre de 2006, la CSI representa 168 millones de trabajadores y trabajadoras en 154 países y territorios y tiene 306 organizaciones afiliadas nacionales. El nuevo sitio de la organización es: http://www.ituc-csi.org La CSI también es miembro de la Agrupación Global Unions, cuyo sitio Web se puede consultar en http://www.global-unions.org
Contacto: Mathieu Debroux, agregado de prensa de la CSI / Correo
Rebanadas de Realidad - Envíenos sus comentarios e informaciones