Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
COLECTIVO DE TRABAJADORES EN REVOLUCIÓN - UNION NACIONAL DE TRABAJADORES DE VENEZUELA (CTR-UNETE) - VENEZUELA / Web del CTR

Dirigentes de central de trabajadores venezolana UNETE, constatan realidad del proceso de cambios en Paraguay

Informaciones del CTR-UNETE editadas en Rebanadas:

Rebanadas de Realidad - CTR-UNETE, Asunción, 28/10/08.- A partir de la invitación de la CTA a la UNETE para asistir a la Instalación de la Constituyente Social, parte de la delegación de la Central venezolana, estuvo en Paraguay, para conocer de cerca los avances del proceso de cambios en ese país.

Marcela Máspero, representante de la UNETE.

Edgar Jiménez y Marcela Máspero, quienes representaron a la UNETE en este espacio, participaron en diversas actividades de contacto con sectores laborales, sociales y políticos de la República del Paraguay.

Entre las actividades realizadas está la Instalación de un Programa de Formación para Promotores de la Lucha contra la violencia a la mujer, que se realizó en la sede de la CNT, Central Nacional de Trabajadores del Paraguay, con la presencia de Miguel Zayas, Secretario General y varios miembros del Comité Ejecutivo de la Central, acompañados de Manuel Zaguirre de SOTERMUN-ESPAÑA y Rodolfo Romero, además de un nutrido grupo de dirigentes de base.

También estuvieron presentes en la Instalación del Congreso de FLATEC, Federación Latinoamericana de Trabajadores de la Educación y la Cultura, evento que contó con delegados de más de 40 organizaciones sindicales de este importante sector, en nuestro Continente.

Destacaron la voluntad férrea de las organizaciones afiliadas a la FLATEC de no incorporarse a la unidad sindical mundial, manteniendo su independencia y autonomía por un sindicalismo de la región latinoamericana y por una educación y cultura para la liberación de nuestros pueblos.

En la instalación, Claudio Corries, militante de SADOP, Argentina entregó la dirección de la Federación a un nuevo equipo, el cual sería electo en el marco del Congreso, con una nueva sede ubicada en Asunción, Paraguay y que asumen los compañeros de la UNE-SN, al servicio de los educadores y educadoras de América Latina, así como de los pueblos.

Por otro lado participaron en reuniones con sindicatos de base del transporte, el sector campesino y establecieron contacto con trabajadores de la empresa recuperada CERAMICAS ITAGUA, a la vez realizaron reuniones con el Comité Ejecutivo de la CNT, para conocer su opinión sobre el proceso en Paraguay y la posición de los trabajadores.

En el ámbito político, se reunieron con el Senador Sixto Pereira, del Partido TECOJOJA, con el Presidente del Partido Comunista Paraguayo, Ananías Maidana y otros miembros de su dirección y con algunos integrantes del Frente Social y Popular que apoya el Gobierno del Presidente Lugo.

También realizaron contacto con la Embajadora de Venezuela, Nora Uribe, quien intercambió con los compañeros, informaciones de interés.

Al concluir esta visita, Edgar Jiménez, dirigente de la UNETE Caracas-Miranda, del sector salud, expresó: "en Paraguay se ha iniciado apenas un proceso de liberación, producto del fracaso de los partidos de derecha, es una coalición de fuerzas políticas muy amplia, pero lo más importante es el apoyo popular, que es lo que realmente legitima este nuevo Gobierno. La situación no es fácil, con sectores de la derecha, de la oligarquía paraguaya y transnacional, que tienen bajo su control los grandes medios de comunicación y los recursos económicos. Pero sentimos que hay una voluntad férrea del pueblo paraguayo de acompañar el proceso de liberación que han iniciado otros pueblos de América Latina, y estamos seguros que resistirán a estos factores y lo construirán.

"Por otro lado," continuó Edgar Jiménez, "ya se observa el mismo formato de la derecha y el imperio, en cada uno de nuestros países, primero Venezuela, después Bolivia, ahora Ecuador y Paraguay. Hay una ofensiva mediática contra los acuerdos entre los Gobiernos de Paraguay y de Venezuela, que pronto tendrá una clara respuesta popular, de afirmación y de compromiso de la real integración de los pueblos de América Latina".

"Sin embargo el robo, la exfoliación, la venta de los recursos naturales y del pueblo en Paraguay alcanza límites difíciles de superar a corto plazo. Por ejemplo, el 99% de la tierra del pueblo paraguayo fue vendida a terratenientes brasileros y a empresas transnacionales, en transacciones no muy claras. Los campesinos paraguayos han esperado más de 60 años para recuperar las tierras y con angustia están dando una gran batalla para esclarecer y recuperar su propiedad. Por otro lado este país, es productor de soya, la cual es trabajada por las transnacionales que no sólo recibieron de anteriores gobiernos, la propiedad de las tierras, sino enormes concesiones y facilidades para su comercialización, sin que el pueblo paraguayo, reciba a cambio un solo beneficio.

Agrego que el Gobierno tendrá que regular, así como lo hizo Evo Morales en Bolivia, el suministro de energía hidroeléctrica a Brasil y Argentina, ya que los convenios realizados por los gobiernos anteriores, también dejan en minusvalía al pueblo paraguayo.

Por ultimo indico "Podemos decir que en Paraguay, hay un nuevo gobierno progresista, con una feroz oposición política y económica, pero con un vasto apoyo popular, que requiere de la voluntad firme de su pueblo y de la solidaridad permanente del resto de los pueblos de América Latina, para profundizar la lucha de clases, cambiar la correlación de fuerzas y enrumbarse hacia un cambio verdadero". Culminó Edgar Jiménez, de la UNETE-CTR.

El presente material se edita en Rebanadas por gentileza de María Marcela Máspero, Coordinadora Nacional del CTR-UNETE