Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
COLECTIVO DE TRABAJADORES EN REVOLUCIÓN - UNION NACIONAL DE TRABAJADORES DE VENEZUELA (CTR-UNETE) / Web del CTR

A punto de estallar conflicto laboral en PETROCASA

PETROCASA surgió de la experiencia de empresas recuperadas por trabajadores brasileros.

Informaciones del CTR-UNETE editadas en Rebanadas:

Rebanadas de Realidad - CTR-UNETE, Caracas, 02/03/09.- El pasado viernes Edgar Jiménez y Marcela Máspero del CTR-UNETE se reunieron nuevamente con los directivos del Sindicato de los Trabajadores y Trabajadoras de los Derivados de Hidrocarburos, Petroquímicos, Conexos y Similares del Estado Carabobo, trabajadores de PETROCASA y que fueran no sólo injustamente despedidos sino hasta denunciados ante la Fiscalía "por instigación a delinquir", por el hecho de organizarse en Sindicato.

"PETROCASA es una empresa que surgió producto del I Encuentro Latinoamericano de Empresas Recuperadas, realizado en Caracas, convocado por la UNETE, la COB de Bolivia y el PIT-CNT de Uruguay como un espacio de encuentro para conocer e intercambiar experiencias de las empresas recuperadas por los trabajadores. Recuerda Marcela Máspero."

En este Encuentro participaron más de 100 delegados por empresas recuperadas de Argentina, Brasil, Perú, Ecuador y también una calificada representación de las Centrales Sindicales de América Latina, y de diputados de los diferentes países para trabajar un documento en conjunto y debatir sobre el papel del movimiento sindical y la recuperación de empresas así lo señalo Maspero

Indico que este evento, como parte del ALBA se realizó del 27 al 29 de Octubre del 2005 y contó con un Comité Organizador de UNETE, Maria Cristina Iglesias desde el Ministerio del Trabajo y José Khan por la Asamblea Nacionales. El Presidente Hugo Chávez instaló el evento y de él se desprendieron importantes acuerdos, en el marco de la solidaridad, complementariedad e intercambio de los pueblos.

"Uno de esos acuerdos fue precisamente el de PDVSA y los trabajadores de las Empresas CIPLA e INTERFIBRA, ocupadas por los trabajadores en Joinville, Brasil y que producía perfiles plásticos para la construcción de viviendas".

Señalo que "En el marco de ese acuerdo tuve la oportunidad de visitar la planta brasilera y ayudar a profundizar en el cumplimiento del acuerdo, que ya tenía retrasos, producto del burocratismo. Lo cierto es que la primera planta se instaló en Guacara, los trabajadores brasileros cumplieron con los acuerdos y participaron tanto en el diseño y construcción, como en la fase productiva inicial de la hoy PETROCASA, cuya dirección fue asignada a PEQUIVEN."

Explico que "La primera organización laboral que surgió de las bases fue un Consejo de Trabajadores, cuyos delegados fueron electos democráticamente por sus compañeros. Coincidiendo la creación del Consejo con el referéndum de la Reforma Constitucional"

"En Diciembre del 2007, Asume la Gerencia de PETROCASA, José Villarroel y comienzan las dificultades para los trabajadores" afirma Maspero.

Relata que en esos momentos los trabajadores solicitaron una reunión con él gerente para resolver algunas situaciones y denunciar las dificultades operativas de la planta, suministro de materia prima, desvío de recursos; sin embargo sostiene que éste se niega a reconocer al Consejo de Trabajadores y ha aceptar las solicitudes y propuestas.

"Todo esto origina que los trabajadores deciden organizar un sindicato, e introducen los documentos para su legalización el 22 de Enero del 2008; al día siguiente les fue negado el registro."

Continuo "Paralelamente a esto, y con la anuencia de la macabra gestión de José R. Rivero frente al MINTRASS, la Gerencia organizó un sindicato paralelo de corte patronal. Los trabajadores introducen un recurso jerárquico ante el Ministerio contra el auto y comienzan a acudir a todas las instancias e instituciones competentes para buscar respuesta a su problemática. Consejo Legislativo, Asamblea Nacional, Defensoría del Pueblo."

Maspero asegura que la gerencia comenzó a arremeter en contra de los directivos sindicales con desmejoras, traslados y amonestaciones.

Explica que una vez que asume el Ministro Roberto Hernández logran reunirse con él a finales de Mayo para denunciar la violación a la libertad sindical y es en julio que se produce el auto de subsanación de la Inspectoría del Trabajo que da lugar al registro del Sindicato los primeros días de Agosto de 2.008.

Afirmó que luego se dio inicio una ola de terrorismo laboral, propiciada por el Gerente y el abogado Roymar Armas, y se califica un grupo de directivos del Sindicato.

Manifestó que extrañamente siendo calificados por la misma causa, unas providencias de la Inspectoría salen a favor de los trabajadores y otras en contra. En esta a su juicio ofensiva patronal también fueron retirados de la Empresa los trabajadores brasileros que laboraban en PETROCASA, como parte de los acuerdos.

"Los directivos sindicales asistieron también con nosotros a varias reuniones con el Ministro del Trabajo e introducen un recurso jerárquico, que hasta la fecha no ha tenido respuesta. Uno de los directivos, Franklin Zurita es incorporado al Frente Nacional de Trabajadores y Trabajadoras por la Enmienda y los otros dos despedidos, Moisés Mallorino y Simón Guaipo se incorporan al Frente de Misiones Sociales y de Trabajadores en el Edo. Carabobo, donde realizan una extraordinaria labor militante y comprometida tanto en la constitución de comités de trabajadores por el sí de PETROCASA y otro número de empresas, como en la participación activa y protagónica en todas las tareas de la campaña."

"La Gerencia de la Empresa además de despedirlos introduce una denuncia ante la Fiscalía contra los tres compañeros acusándolos de instigación a delinquir, apropiación indebida y otros delitos, sólo por organizarse en sindicato.". Continuó Máspero

"El 12 de Enero en el marco de la agenda de visitas que como integrantes del Frente Nacional de Trabajadores del PSUV realizamos una visita a PETROCASA, para hacer una asamblea y organizar los Comités de Trabajadores. El abogado Armas nos negó el acceso, ya que estábamos acompañados de los directivos y el propio Villarroel llamó un grupo de Gerentes para que nos "atendieran" y constituyéramos los Comités. Ese día estuvimos cuatro horas en el portón de la Empresa, y a la hora de la salida de los trabajadores realizamos una importante asamblea, que fue violentada por el Gerente de Seguridad, que intentó agredir a un fotógrafo de la prensa presente en la reunión."

Destacó la creación de más de 16 comités de trabajadores por el SI, con la participación de 360 trabajadores de la Empresa a pesar de no poder entrar en las instalaciones.

"Luego de esto comenzó nuevamente una campaña de amedrentamientos y terrorismo contra los trabajadores identificados con el Frente Nacional del PSUV."

Asegura que el día 23 de Enero, día de la marcha de los trabajadores por el SI en Caracas, hablaron con Saúl Ameliach para tratar de resolver la situación dejándolos posteriormente embarcados a la reunión a pesar que el mismo Ameliach pauto la citado.

Agrega que "El 05 de Noviembre se solicitó instalar una mesa de diálogo con la Empresa en la Coordinación del Ministerio del Trabajo de la Zona Central, esta se instaló el 05 de Enero, la cual no ha arrojado ningún resultado por la negativa del abogado Roymar Armas a lograr acuerdos."

Denuncio que los trabajadores que asistieron a los actos y movilizaciones por la enmienda, convocados por el Frente, fueron amonestados, desmejorados y trasladados.

Explico que "A la semana siguiente un grupo de 120 trabajadores entregó un documento al Gerente con solicitud de respuesta acerca de sus derechos laborales, cuya copia se entregó también a la Inspectoría del Trabajo, sin que hasta la fecha hayan obtenido respuesta alguna, sino al contrario nuevamente represión, persecución y acoso laboral." Culminó la Coordinadora de UNETE

Ante esta grave situación tanto Marcela Máspero como Edgar Jiménez, y otras denuncias realizadas por cooperativas que fueron retiradas, integrantes del Frente Francisco de Miranda, reiteraron el apoyo y se comprometieron a asistir a una asamblea con todos los trabajadores donde se decidirán las futuras acciones, la Diputada no descarto ningún tipo de acción, ante la impunidad de esta Gerencia contra los trabajadores y la falta de respuesta de la Inspectoría del Trabajo, PEQUIVEN y demás instituciones.

El presente material se edita en Rebanadas por gentileza de María Marcela Máspero, Coordinadora Nacional del CTR-UNETE