Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
COMUNICADO DE LA EMBAJADA DE LA REPÚBLICA DEL LÍBANO EN ARGENTINA

Las transacciones inmobiliarias son de 6.5 mil millones de dólares en el 2008

Se espera que el Líbano conserve la misma cantidad de inversiones que el año pasado y que asegure un crecimiento del 4%.

Informaciones de la Embajada del Líbano editadas en Rebanadas:

Rebanadas de Realidad - Embajada del Líbano, Buenos Aires, 22/05/09.- El presidente de la Junta de Directores de la Asociación General de Inversiones (IDAL), Nabil Itani, consideró en una entrevista con el diario libanés “Al Hayat”, que la estabilidad política que presenció el Líbano en la segunda mitad del año pasado- luego del Acuerdo de Dawha, la elección del Presidente de la República y del retorno de la vida constitucional- se “reflejó positivamente en el clima de las inversiones (…) Esta estabilidad política ayudará a atraer inversiones económicas y transformar los flujos de dinero a verdaderas oportunidades en la economía”.

Por otro lado Itani estimó que las consecuencias de la crisis financiera mundial, que se ha transformado en crisis económica en varios países, influirán de manera indirecta, aunque el Líbano pudo mantenerse alejado de las repercusiones directas. Por esta razón Itani, cree en la necesidad de elaborar programas que tengan en cuenta estas consecuencias, y que conserven las ganancias derivadas de las políticas monetarias que constituyen un refugio seguro para las inversiones, además de las facilidades de comunicación con los mercados y del financiamiento de materias primas y recursos humanos capacitados. Esto sin dejar de lado las características positivas derivadas de las legislaciones y las políticas que organizan los préstamos y depósitos.

Itani no aleja la posibilidad que la desaceleración económica, influya parcial y negativamente en la capacidad de invertir de las grandes empresas, especialmente porque el Líbano, recibe la mayor cantidad de inversión desde los países árabes después de los inversionistas libaneses. Itani considera que la disminución en el precio del petróleo, se reflejará en la capacidad de los fondos de inversión de las empresas y en la capacidad de las empresas, en moverse fuera de sus países. El Líbano estaba logrando los primeros puestos en la atracción de inversión: de 350 millones de dólares en 2003 a 3.5 mil millones en 2007 y a 4 mil millones el año pasado, y señaló además que todas estas cifras son de inversiones árabes.

Por otra parte Itani estimó que disminuirán un poco estas sumas, pero cree que se podrá conservar este año, el mismo promedio que se registró el año pasado, ya que hay una tendencia positiva y un marcado deseo por parte de los inversores, de retornar al Líbano. Esto se presenta así porque en el Líbano continua el clima favorable de inversiones y de negocios. Itani estimó también, que el país logrará un crecimiento durante el corriente año duplicando el porcentaje estimado que es del 4%.

Itani habló además de las expectativas en cuanto a la cantidad de turistas este año, y dijo que la cantidad que se espera es de alrededor de dos millones, además de 4.5 millones de pasajeros que pasan por el aeropuerto de Beirut. También habló del desarrollo del movimiento de las exportaciones industriales y de las reservas en los hoteles. Luego dijo que la cantidad de transacciones inmobiliarias crecieron de 4.3 mil millones de dólares en 2007 a 6.5 mil millones de dólares en 2008 con un incremento de 63 % y la cantidad de transferencias de los emigrantes y los países árabes aumentó el 63% entre el 2007 y 2008”.

Itani aseguró que el Líbano recuperó su posición en el mapa de los negocios regionales e internacionales, luego de una ausencia de cuatro años por la crisis política que presenció. Con posterioridad señaló que hay un “retorno verdadero” de grandes empresas hacia Beirut porque consideran que la capital libanesa es un centro regional para sus trabajos en la región, como la empresa Ericsson, que abrió en la ciudad, un centro de servicios para la región de Medio Oriente y África. Por otra parte proveyó 100 oportunidades de trabajo-al principio de sus actividades- y hoy ya provee 200 oportunidades de trabajo y se espera que a fin de este año sean 250 los puestos. También señaló que la empresa Nokia inauguró un centro regional en Beirut y que hay muchas personas de origen libanés en América del Norte y del Sur, que se preparan para invertir en el Líbano y volver a vivir en este país.

Itani enfatizó sobre la importancia de la inversión árabe en el Líbano, señalando que esto constituye una “oportunidad verdadera”. También señaló que IDAL elaboró programas para atraer estas inversiones y aumentar su tamaño, argumentando que ya se empezó a disfrutar de los resultados de algunos de esos programas, entre ellos fundar zonas económicas que constituyen un medio ambiente ideal para el inversor en cuanto a las facilidades en los trámites y la exención de impuestos.

Itani consideró que la difusión de este modelo será una experiencia exitosa en cuanto encontrar verdaderas oportunidades de trabajo, especialmente en lugares como el ámbito de los medios, la tecnología, turismo e industria cinematográfica. Estos espacios dependen de la creatividad de los recursos humanos libaneses. Con posterioridad Itani mencionó el proyecto de la zona económica en Trípoli que empezó sus actividades el año pasado. Anunció también otro proyecto que tiene que ver con reformas legislativas, con acelerar el proceso de los trámites administrativos y con la necesidad de posibilitar un medio ambiente importante para favorecer la inversión, el turismo y el intercambio comercial y diplomático, en donde participen los ministerios, departamentos e instituciones para la formación de un organismo de comercialización del Líbano.

El presente comunicado se edita en Rebanadas por gentileza de la Embajada del Líbano en Buenos Aires. / Web