Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
Tweet MOVIMIENTO SINDICAL, INDIGENA Y CAMPESINO GUATEMALTECO (MSICG) / Web

El MSICG condena las amenazas perpetradas contra el compañero Efrén Sandoval

Por el Consejo Político

Informaciones del MSICG editadas en Rebanadas:

Rebanadas de Realidad - MSICG, Ciudad de Guatemala, 23/08/14.- Desde hace algunos días el Movimiento sindical, indígena y campesino guatemalteco -MSICG- ha venido siendo objeto de preocupantes actos de violencia antisindical dentro de los que se encuentran el intento de allanamiento de su sede y amenazas contra sus directivos y directivas sindicales actos que fueron denunciados de inmediato al Ministerio Público.

El día de hoy 22 de agosto del año 2014 en la cuenta de correo personal del compañero Efrén Emigdio Sandoval Sanabria miembro del Consejo Político del MSICG se recibió un correo electrónico de la cuenta de correo elvergalindacoronel@gmail.com mediante el cual se le insultaba y se advertía que sería tratado como terrorista si continuaba accionando contra el Gobierno.

El MSICG condena este nuevo hecho de violencia en contra de sus directivos y ratifica que mantendrá sus acciones tanto a nivel nacional como internacional en defensa de los intereses de los y las trabajadores y de sus familias aunque esto continúe confrontando los intereses del sector empresarial y de los funcionarios públicos que desde el Gobierno les representan y pretenden perpetuar a través de políticas públicas esos intereses.

El MSICG exige una pronta investigación de estas amenazas que se han puesto en conocimiento del Ministerio Público y exige al Estado de Guatemala abstenerse de amenazar, perseguir o ejecutar estos y otros actos de violencia contra sus directivos en aras de entorpecer la transformación de las estructuras de exclusión y miseria que operan en el país y el fortalecimiento del Estado de Derecho que a través de las vías democráticas el MSICG esta impulsando.

Por último, el MSICG hace un llamado a sus miembros de base a mantener la firmeza de nuestra lucha y a no claudicar hasta consumar esa transformación y dejar a nuestros hijos e hijas una patria Latinoamérica libre, independiente, soberana y justa para todos y todas.

Guatemala, 22 de agosto de 2,014.