Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
EL 28 DE MAYO, ELIJAMOS PRESIDENTE A CARLOS GAVIRIA DÍAZ, CANDIDATO DEL POLO DEMOCRÁTICO ALTERNATIVO, PDA

Que la Glencore y la Drummond respeten los derechos de los trabajadores del carbón

Por Jorge Enrique Robledo (*)

Rebanadas de Realidad - Colombia, Bogotá, 25/05/06.- Las dos huelgas que libran en estos momentos los cinco mil trabajadores al servicio de la Glencore y la Drummond, gigantescas trasnacionales del carbón, iniciada la una en Carbones La Jagua el 17 de mayo, y la otra en La Loma, Ciénaga y Santa Marta el pasado lunes 22, son completamente justas y merecen el entusiasta apoyo de la ciudadanía y el movimiento sindical.

El pliego de peticiones presentado en Carbones La Jagua por Sintraminergetica, el sindicato que representa a los mineros, pide, además de aumento salarial, que se enganche a los obreros subcontratados, se ponga fin a las extenuantes jornadas de trabajo, se garanticen los descansos, se preste asistencia a las comunidades afectadas por la contaminación de la explotación y se proceda a reparar las vías públicas que destruyen las tractomulas de la multinacional.

En La Loma y los puertos de Ciénaga y Santa Marta, Sintraminergetica exige que se extienda la convención a los dos mil quinientos obreros temporales, privados de los más elementales derechos laborales y carentes de una adecuada atención médica.

Reclamamos que las peticiones de estos compatriotas se resuelvan lo más pronto posible. Pido por sobre todo que se respeten la legislación nacional y los convenios de la OIT, que consagran los derechos de huelga y de negociación. De la explotación de este importante recurso no nos quedan a los colombianos sino unas miserables regalías y unos salarios no menos exiguos, tal como sucedía en las épocas nefastas en que primaba sobre el mundo el sistema colonial, al que ahora Estados Unidos nos quiere hacer retroceder. No es justo entonces que se nieguen tan elementales derechos y menos que se vaya a reprimir la justa y legítima protesta.

(*) Senador de la República de Colombia.
Gentileza de la oficina de Prensa del Senador Jorge Enrique Robledo. / MOIR
Rebanadas de Realidad - Envíenos sus comentarios e informaciones