Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
SINDICATO NACIONAL DE TRABAJADORES DE EMBOTELLADORA LATINOAMERICANA SINATREL - PERU

Alan García: Cero en Docencia

Rebanadas de Realidad - SINATREL, Lima, 24/07/07.- Si el ejercicio de la política es un magisterio, Alan García se ubica dentro de esa misma legión de maestros y maestras que se empeña en desprestigiar por sus malos desempeños como docentes, pues su gestión presidencial es una pésima lección de pedagogía.

Durante las últimas semanas, Alan García ha dirigido su batería pesada, con ensañamiento, hacia los maestros y las maestras del Perú; haciendo gala de compartir con un sector de ellos sus peores prácticas en las aulas.

He aquí las perlas del profesor Alan García:

Primero: Apuesta por una relación vertical y autoritaria, propia de la escuela tradicional, en la que el maestro (maestro presidente) es el que opina, decide e impone. En su aula (nuestro país) no hay lugar para la crítica, la protesta, la resistencia.

Segundo: Valora el monólogo como única forma de comunicación entre docente y estudiantes. Se opone a cualquier posibilidad de escuchar al otro, de dar la palabra a los principales actores del proceso educativo, de generar diálogo.

Tercero: Convierte el conocimiento en dogma. La ley de la carrera pública magisterial es inmejorable e inmodificable. Se encuentra más allá de la crítica. Y por ende, los que se oponen a ella es porque no la entienden.

Cuarto: Reparte cocachos, insultos y palos por doquier. El lema de "la letra con sangre entra" ha vuelto a cobrar valor, especialmente, cuando se trata de la letra de la ley que está en el candelero.

Quinto: No toma en cuenta los saberes previos de los maestros y las maestras. Todos son unos ignorantes, sin experiencias, sin conocimientos, sin capacidades ni aptitudes.

Sexto: No respeta las diferencias individuales. Los y las estudiantes son una masa informe y anónima. Todos están cortados por la misma tijera. De pronto, todos los maestros y las maestras ya no son personas, ciudadanos o profesionales. Todos son picones, comechados y criticones. Y además, cuidado, también comunistas.

Séptimo: Ignora la inteligencia emocional. Los estudiantes tienen su corazoncito. Y es con calidez, empatía y buen trato que las y los estudiantes comprenden.

Octavo: Cree que sus estudiantes son un caso perdido y no porque están desnutridos o vienen de hogares desestructurados; sino porque están siendo influenciados y manipulados por las malas juntas.

¡Vaya joyita de maestro!

Hasta la propia presidenta del congreso, la profesora Mercedes Cabanillas, no ha podido evitar pronunciarse al respecto, y le ha jalado las orejas al, hasta ahora intocable presidente y compañero; señalándole que con insultos no se puede tratar al profesorado.

Bien, coleguita Mechita, ahora encárguese, pues, de ponerle la nota al presidente, mándelo reciclar al PRONACAP o búsquele un docente sustituto porque así sólo actúan quienes "no quieren que el Perú progrese".

Rebanadas de Realidad - Envíenos sus comentarios e informaciones