Bufete de Informaciones Especiales y Noticias
SINDICATO DE PERIODISTAS DEL PARAGUAY (SPP)

El SPP reclamó al fiscal de Itapúa esclarecimiento del homicidio de Palma

Por la Comisión Directiva

Información relacionada:

Paraguay: El SPP exige castigo a los asesinos del compañero Tito Palma - Por la Comisión Directiva

Rebanadas de Realidad - Asunción, 24/08/07.- El Sindicato de Periodistas del Paraguay (SPP) urgió en la fecha al fiscal Nelson Ramos, de la localidad de Edelira, Itapúa, la realización de una investigación seria y efectiva a fin de encontrar y castigar a los responsables, tanto materiales como intelectuales, del crimen del periodista chileno Alberto Tito Palma Godoy, ocurrido el miércoles 22 de agosto en Mayor Otaño, Itapúa.

El secretario general del SPP, Vicente Páez, y el secretario de Educación y Prensa, Dionisio Arce Jara, plantearon la inquietud al fiscal Ramos con quien se entrevistaron hoy en Edelira , a unos 400 kilómetros al sur de Asunción.

Para el SPP, el terrible asesinato del colega se enmarca en los permanentes ataques a la libertad de expresión y prensa que sufrimos en el país así como en la impunidad que rodea a estos hechos, lo que hace que se repitan.

Ramos informó a Páez y Arce Jara que maneja tres líneas de investigación sobre el asesinato. Una de ellas se refiere a un caso que desembocó en la imputación por asesinato, el 21 de diciembre de 2006, del entonces agente policial Agustín Alfonso Verón. Éste fue detenido, pero sugestivamente en marzo pasado se escapó de la comisaría 3ª. de Encarnación.

Ramos informó que el ex agente fue imputado por el asesinato de Ángela Acosta Méndez, periodista de una radio comunitaria de Mayor Otaño y supuesta novia de Alfonso Verón, quien hasta ahora está prófugo. El fiscal dijo que Palma le había ayudado a obtener información clave sobre el crimen.

Otra hipótesis también apunta a los posibles involucrados en el negocio ilícito de combustibles. El fiscal tampoco descarta la eventual responsabilidad de sectores empresariales de la comunicación radial denunciados como irregulares por el periodista chileno.

Los dirigentes del SPP también requirieron al fiscal Ramos que se brinde protección a los familiares del asesinado comunicador, a fin de evitar otros trágicos hechos.

Páez y Arce Jara remarcaron al agente fiscal la necesidad imperiosa de que este caso sea resuelto, ya que la impunidad caracterizó a anteriores crímenes de los cuales fueron víctimas varios periodistas. Este hecho negativo también propicia que se repitan las presiones, amedrentamientos y homicidios de los comunicadores.

Ramos señaló que tomará declaraciones a varios pobladores de Mayor Otaño y también solicitará cooperación tanto en Encarnación como Asunción sobre el registro de llamadas del teléfono celular que utilizaba Palma.

Tito Palma había anunciado el lunes pasado en una entrevista brindada a radio Chaco Boreal que saldría del país en unos días más debido a las presiones que recibió últimamente. No pudo concretar este proyecto a raíz del brutal ataque que sufrió. En dicha entrevista, Palma describió el negociado de los combustibles en la localidad itapuense, que tiene ribera en el río Paraná, frontera con Argentina.

El crimen del compañero radicado en Mayor Otaño pone en evidencia las actividades de los grupos mafiosos que impunemente operan en vastas regiones del país, como Yby Yaú, Pedro Juan Caballero, San Ignacio, Capiibary y Capitán Bado, entre otros puntos. En tales sitios fueron ejecutados los periodistas Santiago Leguizamón, Calixto Mendoza, Yamila Cantero, Salvador Medina, Samuel Medina, y ahora Tito Palma, y se consumó la desaparición forzada de Enrique Galeano.

Varias organizaciones sociales, como la Coordinadora Regional de Agricultores de Itapúa (CRAI), la Mesa Coordinadora de Organizaciones Campesina (MCNOC), la Mesa Coordinadora Sindical, entre otras, expresaron su solidaridad con la familia de Palma, y exigen al gobierno la actuación de las instancias correspondientes para brindar seguridad a la comunidad otañense.

El SPP insistirá ante los organismos respectivos, sean locales, nacionales, como internacionales, la necesidad de hacer el seguimiento del caso de manera a identificar a los asesinos y lograr una sanción ejemplificadora que brinde alguna confianza hacia la justicia en Paraguay.

¡Basta de impunidad!

¡Castigo a los culpables!
Rebanadas de Realidad - Envíenos sus comentarios e informaciones